FIESTA DEL CORPUS CHRISTI

        Este domingo 29 de Mayo se ha celebrado en la Parroquia de la Asunción de Ntra. Sra., la solemnidad del Corpus Christi, bajo el lema de Cáritas “Practica la justicia, deja tu huella”.
        La Iglesia, celebra la Fiesta del Cuerpo y la Sangre de Cristo y en este misterio de fe de la presencia real de Jesucristo bajo las especies sacramentales del pan y del vino en la intimidad de cada Sagrario, desea expresar públicamente esta verdad saliendo a la calle con Jesucristo Sacramentado para la adoración de todo el pueblo cristiano. La mañana comenzó con una concurrida misa, presidida por nuestro párroco D. José Mª, en la que ha destacado el valor de la eucaristía en la vida de un cristiano, poniendo el acento en la caridad, pero siempre sin hacer ruido.
         A continuación ha tenido lugar la procesión, donde la Custodia con el Santísimo Sacramento del Altar, ha sido llevada en un templete de madera y que ha sido portado por los costaleros y costaleras de la Cofradía de Ntro. Padre Jesús Nazareno y María Stma. de la Amargura, transcurriendo por las calles de nuestro pueblo. Sobre una alfombra de flores y plantas aromáticas, acompañada de un gran número de fieles, Juntas directivas de las cofradías y hermandades, tanto de gloría como de pasión, y los niños y niñas que este año han hecho su Primera Comunión, todo ello al son de las marchas de alabanza al Santísimo por parte de la Asociación Músico Cultural Maestro Miguel, a la que agradecemos su participación.

         Ha lucido un sol espléndido, haciendo honor al refrán que dice “Hay tres días al año que relucen más que el sol, Jueves Santo, Corpus Christi y el día de la Ascensión”, lo que ha permitido que las calles y los altares distribuidos por el recorrido y ataviados con las flores más bellas e incluso tapices y alfombras, hayan lucido espectaculares. D. José Mª en cada uno de los altares, ha tenido presente en la oración a los diferentes colectivos de la parroquia, ancianos y enfermos, niños, jóvenes, matrimonios...
      
        El Corpus es hacer presente a Cristo, el Señor que pasa, una bendición divina para el mundo, es un contagiar, con verdadera alegría cristiana, es una llamada, es expresión del amor inmenso que Dios nos tiene, el gran misterio del amor.


CONVERSATION